Modifica los DPI de tu Android (sin root)

Normalmente, los dispositivos de grandes dimensiones, bien sea un smartphone o una tablet, vienen con los iconos, widgets, fuentes, etc demasiado grandes. La sensación que dan estos mayúsculos elementos, es la de que la pantalla está desaprovechada. Esto es debido a los DPI (Dot Per Inch, o Puntos Por Pulgada) del panel.

Para cambiar los DPI o la densidad de una pantalla, se suele hacer con el dispositivo rooteado, es decir, con permisos de superusuario. No todo el mundo está dispuesto a tener su smartphone o tablet con dichos permisos, por lo que en este artículo te voy a enseñar a modificar los DPI de tu pantalla sin tener que ser usuario root.

Son necesarios pocos elementos y seguir unos sencillos pasos, más fácil de lo que en primera instancia parece. Si dispones de un ordenador, un dispositivo móvil y un cable usb a micro usb, ya lo tienes todo. Ahora sólo falta que tengas ganas y tiempo para trastear.

Modifica los DPI

Voy a ir por pasos, para que todo sea más sencillo:

Paso 1: Activa la depuración usb de tu dispositivo. Para ello ve a los ajustes y en “Información del teléfono” (o tablet) pulsa 7 veces para hacer aparecer las “opciones de desarrollo”. Vuelve al menú raíz para entrar en esas opciones y activar “Depuración USB”.

Paso 2: Instala los drivers de tu dispositivo. Como hay multitud de dispositivos, consulta la web del fabricante para descargarlos. Es posible que tu dispositivo y el sistema operativo te pidan permisos de confianza, en el caso de Windows permiso para la huella digital, los aceptas desde el dispositivo.

Paso 3: Accede a la página de desarrollo de Android desde este enlace. Luego pulsa en “stand-alone SDK Tools” y seguidamente en “download the SDK now” para descargar las herramientas SDK para tu sistema operativo.

Descargar Android SDK

Descargar Android SDK

Paso 4: Una vez has guardado el archivo comprimido en una carpeta fácil de localizar, por ejemplo, el escritorio, extraes el contenido en el mismo lugar.

Paso 5: Una vez tienes descomprimido, busca la carpeta que contenga la aplicación (o ejecutable) “adb”. Como sugerencia, puede que la carpeta contenedora se llame “platform-tools”. Comprueba si está ahí la citada aplicación.

Paso 6: En la carpeta en la que se encuentra la aplicación “adb”, pulsa el boton “shift” del teclado (la flecha hacia arriba), y sin soltarlo, pulsa el botón derecho del ratón. En el menú contextual que aparece, elije la opción “Abrir ventana de comandos aquí”. Tiene que ser en esa carpeta para que los comandos que vienen a continuación funcionen al escribirlos en la consola (CMD).

Abrir ventana de comandos (CMD)

Abrir ventana de comandos (CMD)

Paso 7: Comprueba si tu dispositivo es reconocido escribiendo en la consola el comando “adb devices”. Si el sistema lo reconoce, escribe “Adb shell wm density XXX”. La letra X indica números, así que como habrás intuido, la cifra debe ser de tres dígitos.

Consola para insertar los comandos ADB

Consola para insertar los comandos ADB

Paso 8: Reinicia el dispositivo para aplicar cambios con el comando “adb reboot”. Una vez que se reinicia el dispositivo, puedes cerrar la consola de comandos (CMD).

Conclusiones

Si todo ha ido como debe, tu dispositivo deberá tener los iconos y demás elementos, de un tamaño menor o mayor, según la cantidad que hayas puesto. Debes jugar con las cifras, porque influye la resolución, el tamaño de la pantalla de tu dispositivo y su densidad de píxel nativa. Cuanto menor sea la densidad de pixel respecto a la densidad nativa, más pequeños se verán los elementos de pantalla. De esa forma tendrás más elementos en pantalla y sensación de mayor amplitud.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *