Es un mundo ideal cada usuario podría usar el sistema operativo que quisiera sin necesidad de usar otro dependiendo de las necesidades. De momento esto no es posible y muchas veces tenemos en el mismo equipo una instalación de GNU/Linux y una de Windows. Un problema que puede aparecer si trabajamos con los dos sistemas con cierta frecuencia es la organización de los datos. Por ejemplo si trabajamos con GNU/Linux y hemos descargado un vídeo no podremos acceder al mismo desde Windows, teniendo que cambiar de sistema operativo para obtenerlo. Hay programas que pueden leer las particiones EXTx desde Windows, pero no funcionan bien si el sistema está cifrado. En este artículo se mostrará como compartir información entre los dos sistemas operativos.

Introducción

Dependiendo del tipo de datos, podemos reducir el espacio utilizado entre los dos sistemas y evitar duplicar los datos. Si tenemos datos normales como descargas, vídeos o música la forma más sencilla de trabajar es teniendo una partición de Windows (FAT32 / NTFS) para guardar la información y acceder a ella desde GNU/Linux. De forma sencilla podemos crear en la carpeta del usuario un enlace simbólico para que el sistema nos muestre los archivos en la partición común de forma transparente al usuario. Para hacer un enlace simbólico en KDE arrastramos la carpeta con el botón izquierdo y seleccionamos “Enlazar aquí”.

Las carpetas originales tienen la forma:

Carpetas originales

Carpetas originales

En la carpeta de usuario vamos a sustituir las carpetas “originales” por los enlaces simbólicos. Antes de eliminar las carpetas “normales” es necesario hacer un backup de la información que tengamos. Después la pondremos en la carpeta de la partición común. Sustituimos la mayoría de las carpetas y quedará la carpeta del usuario de una forma similar a la siguiente:

Carpetas de Windows

Carpetas de Windows

Cuando accedamos desde cualquier carpeta a los enlaces simbólicos, el sistema mostrará automáticamente la información. No será necesario hacer ningún paso extra.

Conclusiones

Una ventaja de mover los datos a una partición común es que es más sencillo realizar un backup. Los datos del usuario como configuraciones o cuentas de correo electrónico siguen almacenándose en la partición de GNU/Linux. De la misma forma que se pueden crear enlaces simbólicos para guardar los datos es posible conseguir lo mismo con la configuración de los programas.

Si usamos en el mismo ordenador Firefox, Thunderbird o Pidgin es posible creando enlaces simbólicos compartir la configuración de los programas entre los dos sistemas operativos siendo para el usuario totalmente transparente. Esto lo veremos en una próxima entrega. La mayoría de los programas multiplataforma permiten compartir la configuración entre varios sistemas operativos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.